fbpx

¿Te gustaría ser madre pero ahora no es el momento?

Podemos ayudarte a maximar tus posibilidades de embarazo en el momento que tu decidas.

La vitrificación de ovocitos es la técnica que más crecimiento está teniendo. Muchísimas mujeres desean ser madres pero consideran que ahora no es el momento. Por eso recurren a la vitrificación de ovocitos. Esta técnica permite conservar tus mejores óvulos para ser utilizados en el mejor momento, cuando tu decidas. 

Te animamos a que escuches el episodio de nuestro podcast dedicado a la preservación de fertilidad. Te explicamos todo lo que debes saber en 10 minutos. 

Ven a conocer lo que nos hace diferentes.

Te orientamos desde la primera visita. Podrás resolver todas tus dudas y recibirás toda la información necesaria para saber si la vitrificación de ovocitos es para ti.

Más info sobre la vitrificación de ovocitos

¿En qué consiste una vitrificación de ovocitos?

La vitrificación de ovocitos es una técnica que consiste en extraer los óvulos para su posterior congelación. Esta técnica permite a las mujeres planificar su maternidad con mas seguridad pues si deseasen someterse a un tratamiento de fertilidad en el futuro los óvulos serían los de máxima calidad posible.

Los óvulos se extraen con una punción en quirófano. Se usa sedación suave y se recibe el alta el mismo día. Antes de la punción se toma una medicación para conseguir extraer el mayor número de óvulos.

¿Cuándo se recomienda?

Se recomienda cuando una mujer desea tener hijos pero considera que actualmente no es el mejor momento y desea aumentar sus posibilidades de embarazo en el futuro

¿Cuánto dura el tratamiento?

El ciclo empieza el día de la regla y suele durar unos 17 días. 

Pasos de una vitrificación de ovocitos

El inicio

El ciclo comienza el día de la regla. Empezarás a tomar medicación para que tu cuerpo genere el mayor número posible de ovocitos maduros. Esta estimulación se realiza administrando ciertas dosis de hormonas gonadotropinas.

Se te controlará el crecimiento de los folículos a través de análisis de sangre y controles ecográficos.

La inducción a la ovulación

Una vez que los folículos ováricos lleguen a cierto número y diámetro se te administrará una medicación que provocará la ovulación.

La punción y aspiración folicular  

El objetivo de la punción es extraer y aspirar todos los ovocitos del ovario de la mujer. 36 horas después de la inducción se realizará en un quirófano bajo sedación.

Es una intervención quirúrgica pequeña donde podrás irte a su casa tras unas 2 horas de observación.

La vitrificación

El día de la punción los óvulos se depositan en un recipiente llamado pajuela y serán sumergidos en nitrógeno liquido. Utilizamos la tecnología mas puntera para que los óvulos se conserven indefinidamente hasta que sea necesario su uso.